Mamá zombie

Mamá zombie

Mi hora de dormir y mi sueño es SAGARADO. A más tardar a las 10 pm ya estoy fuera de servicio y soñando que estoy en una isla desierta con el elenco de Magic Mike 😉 Pero se me ocurrió que quería ser mamá y mis 8 horas de sueño se fueron a la mierda.

Los primeros 12  meses me la pasé con ojeras de zombie desnutrido. Traté todo lo que me aconsejaron las abuelas, San internet, mis amigas, y hasta las mamás que me encontraba  en el pasillo de bebés del super, a las que no me daba verguenza contarles mis penas de mamá desvelada. Desde el método Ferber hasta el famoso Colecho probé y nada me funcionaba. Hubo un momento en que hasta llegué a pensar que mi hijo había nacido con la única misión de no volverme a dejar dormir en la vida.

Después de un año de desveló resulto ser que tenía reflujo y que eso no lo dejaba dormir en la noche. Empecé a darle medicamentos y todo mejoró, pasamos de 5 levantadas en la noche a solo 1. La primera noche que durmió de corrido me sentí en la gloria. Dios, Yemanya o Buda, no sé quien, pero alguien había escuchado mis plegarias.

Aparte de algunas noches ocasionales de enfermedad Joaquín dormía de corrido en su cuna y en su cuarto (con ayuda de la santa chupeta) hasta las 6:30 am y yo era una mujer feliz…. hasta hace 2 semanas que el monstruo del desveló volvió a mi vida y reapereció en el espejo el “Mombie”.

Primero pensé que se despertaba porque tenía pesadillas, después pensé que era porqué estaba enfermo, después pensé que era porqué estaba haciendo mucho frío en la noche, ahora ya no sé porqué será, me he quedado sin teorías y con mucho sueño. He tratado de mecerlo para que se vuelva a dormir pero en cuanto lo pongo en la cuna empieza a llorar, entonces traté de dejarlo llorar a ver si se volvía a dormir pero tampoco funcionó. Lo único que funciona es pasarlo a mi cama y darle la pacha, pero no quiero mal acostumbrarlo y honestamente NO PUEDO dormir con él. Estoy pendiente de cada movimiento que hace para que no se caiga de la cama y de cada ruido de la calle que lo pueda despertar y mientras él duerme a pierna suelta yo estoy con los ojos pelados como la LOCA.

Ayer en la mañana luego de haber dormido sólo como 4 horas, Joaquín se despertó y me empezó a llamar “Mamá, mamá” me volví con cara de zombie y le dije “tengo sueño Joaquín” y el me contestó “Lero, lero, candelero” 🙁

Entonces aquí estoy, desvelada una vez más, con dos tazas de café para poder funcionar en el día y consultando a san google para entender que pasa por la cabeza de mi hijo. Este sigue siendo un capítulo abierto, no sé como voy a resolverlo, pero sé que el final no puede ser compartir cama, porque si hay algo a lo que no estoy dispuesta es ceder mis 8 horas de descanso.

Texto de Mariana Rivas. Madre psicópata

El blog de tu Madre

Post relacionado

2 Comments

  1. Hola tal vez te sirva un poco esta explicación: supuestamente hasta los 6 años un niño normal puede llegar a dormir de corrido… si lo siento te falta un par de años mas 🙁 y a mi 5 jiji porque tengo una beba de 1 año. Esto debido a la maduración de su cerebro que todavía no puede lograr conciliar el sueño por si solo cuando se despierta en la noche por lo que puede llorar queriendo estar con mamá…beber pacha o pecho y así volverse a dormir, se supone que también a nosotros nos pasa esto (de repente nos despertamos en las noches ya sea para acomodarnos de postura o hasta ir al baño) pero ya tenemos nuestro cerebro lo suficiente maduro como para volvernos a dormir solitos. Mi nena nunca a dormido de corrido yo me afligía cuando la gente me decía ya verás que a los 3-6 meses duermen de corrido, que va! con ella no pasa eso pero al final la trato de comprender y entender ese análisis científico y pues me reconforta!

  2. […] cada vez que el bebé duerma” pero es lo mejor que podés hacer para no convertirte en una mombie. Y no te preocupés si terminás metiendo al bebé en la cama con vos, no se malcría, está […]

Dejar una respuesta